Publicitat
Cartes al Director · 22 de Febrer de 2021. 13:55h.

Los currantes pagamos las consecuencias

Rubén Tamayo

Lo que vi anoche:

en Portal del Ángel chavales y chavalas de ni siquiera 16 años reventando un estanco y una tienda de móviles. Llevándose cosas y huyendo como ratas. Eran niños, estética de traperos, de esos cuya cocaína es una lata de Monster. Que ni saben de qué va el asunto. Ni saben de qué va la vida. Ni saben nada. Para ellos era un planazo de sábado.

Tengo que decir que:

1. Que esto tenía que pasar, no quiero hacer de abogado del diablo pero, demasiado tiempo sin entretenimiento, tipo discotecas, sumado a una generación de niños sin ninguna figura de autoridad, en una sociedad en que todos tienen razón siempre, donde no hay casi obligaciones me hace pensar que esto tenía que pasar.

2. Que la izquierda postmoderna esta ha hecho mucho daño a las cabezas de los chavales (y de la sociedad perdida en general)

3. Que la derecha también ha hecho su trabajo criminalizando y ninguneando a un sector de la población.

4. Que se ha perdido el principio de autoridad. (la sociedad del Yo, el liberalismo individualista de los cojones, el relativismo postmoderno)

5. Que ahora va a ser muy difícil conducir esto. (creo aunque no lo deseo)

6. estamos a nada (tampoco lo deseo) de una tiranía (y no sé de qué signo)

7. Se ha perdido la perspectiva por completo de las cosas importantes. Y se está jugando mucho a la confrontación.

en Gran de Gracia, cuando prendían fuego a los contenedores, hubo gente que bajó a apagarlos con cubos y mangueras desde los balcones (es que el humo súper denso subía a las casas) A un tipo le tiraron el cubo al suelo y le dijeron de todo (facha por supuesto). Se encararon y yo pensé que le pegaban pero al final no, por suerte.

Luego a un grupo de chavalitos, uno de ellos súper nervioso diciendo "han reventado la tienda de mi madre, joder se pasa la vida pagando impuestos, es una trabajadora".

Por mucho que se llamen antifascistas, no lo son. Y espérate cuando salgan los cachorros de la derecha. Todo esto sumado a las imágenes de la chica falangista de hace unos días da fe de que, lamentablemente, estamos viviendo y viendo como el lumpen de un lado y el del otro se hacen fuertes. Y en medio, nosotros pero nosotros (tú y yo, la gente "normal" y tanto da si indepes no indepes, izquierdas o derechas) estamos callados y los políticos que azuzan a unos y a otros, son los autores intelectuales de todo esto. Y se hace mucha broma. Unos justifican a los suyos y otros a los otros.

Estoy encendido y triste. Al final, los currantes pagamos, literalmente, las consecuencias. Y lo de los mossos, a los que llaman forces d'ocupació es de juzgado de guardia. Los mismos que ahora rajan de ellos (Junts) son los que pusieron al conseller de interior en el puesto, y a Trapero. Los convergentes. Torra. Mas. Puigdemont.

Publicitat
Publicitat

0 Comentaris

Publicitat