Publicitat
La Punteta · 10 de Juliol de 2015. 07:20h.

XAVIER RIUS

Director d'e-notícies

A la mierda Grecia

La foto de portada de El Periódico de este martes

Lo dije el martes en twitter cuando vi la portada de El Periódico: ¿cómo puede ir bien un país en el que el ex ministro de Economía lleva a su esposa en moto sin casco? De hecho, El País, en páginas interiores, sacaba otro documento gráfico excepcional: el mismo Varoufakis con su sucesor, Efklidis Tskalotos, también sin casco. No sé si había el deseo subliminal de caerse en la primera curva.



A mí, de todos los expertos entrevistados sobre Grecia durante los últimos días, el que más me ha llamado la atención es Iannis Georgilakis, un dependiente de 63 años, que salía el pasado domingo también en El Periódico. Decía una verdad como una casa: "Debemos dinero, no debemos comportarnos con chulería con los que nos los han prestado". "Si no, al final, tendremos que hacer el doble de recortes", añadía.



En cambio, al día siguiente del referéndum oía en Newstalk, una radio de Dublín, una ciudadana griega a favor del no preguntada la noche del referéndum, cuando ya se sabían los resultados. Estaba eufórica: “nosotros no reconocemos la deuda, no es nuestra deuda". ¿Y de quién es? ¿de los marcianos? ¿por qué los griegos no reconocen que han vivido a crédito durante años?. ¿Por qué no dejamos de culpar sólo a Merkel, la troika, el FMI, los mercados, el Espíritu Santo?.



Por supuesto los bancos alemanes también tienen la culpa -como los de aquí: que igualmente abrieron demasiado el grifo-, pero el primer responsable de un crédito es quien lo pide, no quien lo da. Los gobiernos -también los gobiernos griegos- deberían hacer como las familias: no endeudarse por encima de sus posibilidades.



Y, sobre todo, ¿por qué los medios no lo explican también ?. ¿Por qué la mayoría da ‘vidilla’ a Tsipras como si fuera un superhéroe o Ada Colau ?. Porque nadie cuenta, por ejemplo, que los armadores griegos -la principal industria del país- casi no paga impuestos. ¡Incluso lo tienen reconocido en la Constitución!.



El periodista Andrés Mourenza, ahora en El País, lo explicaba en un reportaje hace un par de años (1): "el negocio naviero (...) apenas reporta dividendos directos al Estado, ya que la legislación tributaria de las empresas armadoras -protegidas por el artículo 107 de la Constitución para evitar que cambie de un Gobierno a otro- tasa los barcos según su capacidad de transporte y no sobre el nivel de sus beneficios. Por ejemplo, un barco con un registro bruto de 45.000 toneladas sólo pagaría unos 23.000 euros".



¿Por qué nadie explica el presupuesto que dedica el Gobierno griego a Defensa? De acuerdo, han estado en guerra con los turcos durante casi 2.000 años y tienen el conflicto de Chipre. Pero Tsipras no se ha atrevido ni a tocarlo. Entre otras razones porque cedió el ministerio a la derecha nancionalista de los Griegos Independientes (ANEL).



Porque la izquierda, los medios o Dolors Camats no dicen, por otra parte, que el no también lo recomendaba -además de la derecha- los de Alba Dorada. Sí, sí, los fachas de Alba Dorada!. ¿Cuántos días lleva el enviado especial de TV3, Lluís Caelles, en Atenas? ¿Por qué no explica todo ésto?.



Como todo el mundo tiene un pasado, yo también, con veintidós años y pico me fui de mochilero a las islas griegas durante mi época hippie. De acuerdo, era a finales de los años 80, pero ni Dios pagaba el IVA.



Llegabas a una isla en ferry, te alojabas en una casa particular -era el precedente de Airbnb- y pagabas en cash. De ésto hace un montón de años porque el tiempo no perdona, pero supongo que sigue igual o peor. El otro día me comentaba un ex dirigente de ERC que no se paga ni en los restaurantes universitarios.



Por eso estoy hasta los cojones que los demócratas parezcan los de Syriza. El pasado 28 de junio, los de ICV-EUiA hicieron un tuit, que guardo como de souvenir, en el que decía que "Estamos con el pueblo griego porque estamos con la democracia".



Mientras que el diputado de la CUP Quim Arrufat ha vuelto a decir, en la última sesión de control del Parlament, lo que ya dijo el martes en el debate sobre la remodelación del Govern: "Grecia nos ha dado una lección de democracia". Y el resto, los que pagamos impuestos, no nos colamos ni en el Metro ni en Cercanías, qué pasa, ¿no somos demócratas?.



Lo más triste es que Grecia ha puesto de manifiesto también nuestras miserias como país. Incluso la falta de liderazgo de Artur Mas. El otro día el bueno del periodista Manuel Cuyàs se preguntó en twitter si el presidente diría su opinión sobre Grecia.  Al fin y al cabo, Pujol o Maragall ya lo habrían hecho.



Le replicó el jefe de prensa del president, el ínclito Joan Maria Piqué, enviándole la valoración de Mas desde Bruselas del pasado 1 de julio. Como si, en medio, no hubiera pasado nada. ¿No han celebrado un referéndum?. Al final se despedía con un "Ánimo". Parecía que se riera de él.



Incluso yo que estoy en contra de que el Parlament haga declaraciones solemnes de temas sobre los que no tiene competencias -como las mujeres de Kabul o el conflicto de Siria- he echado de menos la opinión del Gobierno catalán sobre el tema.



En la rueda de prensa del pasado martes salieron los consejeros Neus Munté y Jordi Jané hablando de pirómanos, de radares, de la ola de calor. Nada, ni una línea. La diputada no adscrita, Marina Geli, rogó en el pleno del martes por la tarde: "Una palabra de Grecia, presidente. Una palabra de la propuesta catalana en la Unión Europea, aunque sea por nuestra vocación europeísta".



Sí, el presidente ya ha enmendado la plana al día siguiente, en la sesión de control, a preguntas de ICV o de la CUP. Pero incluso en este caso ha desaprovechado la oportunidad de dar imagen de hombre de estado. De decir la verdad, aunque sea políticamente incorrecto.



Los catalanes tendríamos más opciones de ser independientes si hubiera dicho algo sobre Grecia digna de ser recogida por la DPA, la agencia alemana de noticias. Quizás entonces descubrirían a Mas en la cancillería o en el Bundestag.



A la mierda Grecia. De acuerdo, inventaron la democracia. Es el país de Pericles, de Sófocles, de Eurípides, de Heródoto, de Sócrates, de Aristóteles y de Platón. Incluso de Demis Roussos. Pero los irlandeses y los portugueses han sufrido tanto o más que ellos y nadie les ha sacado las castañas del fuego.



Yo estoy por una Grecia en el euro, pero son ellos los que se tienen que poner las pilas.


Publicitat

2 Comentaris

Publicitat
#2 Manolo, Barcelona, 11/07/2015 - 11:51

Totalment d´acord Sr Rius

El Sr. Cuyás a través de El País ja ha trovat "moraleja" que beneficia al Procés sobre la situació graga

#1 comisionista feliz, Barcelona, 10/07/2015 - 16:44

¡A la Mierda Grecia!

Tanta tontería para cuatro sacamantecas y rogelios chupasangres vividores de subvención.

Cicerón estaría de acuerdo, por cierto.