Publicitat
La Punteta · 22 de Desembre de 2017. 18:06h.

XAVIER RIUS

Director d'e-notícies

La burbuja perfecta


El exdirigente de CiU Antoni Fernández Teixidó -exsuperconsejero de Trabajo, Industria, Comercio y Turismo en el último gobierno de Jordi Pujol- puso el dedo en la llaga el pasado 16 de diciembre. Ese día publicó un artículo en La Vanguardia en el que afirmaba que “me sorprende la tenaz resiliencia del voto independentista” después de que Junts pel Sí y la CUP hayan “conducido el país al precipicio”.

Tenía parte de razón: Los dirigentes soberanistas nos mintieron. Anna Simó reconoció después que “la vía unilateral es imposible”, Joan Tardà que no había mayoría social suficiente, Sergi Sabrià -como Clara Ponsatí- que “no estaban peparados”, Forcadell que la República era “simbólica” y Comín que preferían hablar de las cosas buenas del proceso para ocultar las malas. Hasta Puigdemont, ya en el exilio dorado de Bruselas, admitió que quizá había “otra solución” a la independencia.

¿Para qué votar entonces a unos dirigentes que nos engañaron? Todavía peor: casi anunciaron que nos volverían a engañar. Las elecciones del 21-D no eran para poner en marcha la República Catalana -ni siquiera se atrevieron a arriar la bandera española de Palau- sino para sacar los presos de la cárcel, recuperar las instituciones, el retorno de los exiliados. Parecía una vuelta al pasado. Al tardofranquismo o a los primeros años de la Transición.

Yo creo que por eso Marta Rovira lanzó la polémica de los muertos. Para cortar, de raíz, la flagelación en público. Se lo habían ordenado desde Estremera. Tampoco se ha hecho dos cosas que suelen hacerse en cada campaña: hacer balance de la obra gobierno y exponer el programa electoral. ¿Para qué?. Puigdemont explicó un día de sus proyectos digitales -sospecho que es de lo único que entiende- e Iceta hizo algunas propuestas sobre políticas sociales o sobre la Agencia Tributaria. Así le ha ido.

¿Entonces por qué han ganado? Sospecho que por dos razones: la primera porque el soberanismo ha sido hábil reconstruyendo el relato. La culpa del 155 no la han tenido ellos sino Mariano Rajoy y el pérfido Estado español, que no dialoga. Y eso que Rajoy lo aplicó cuando no tuvo más remedio: cuando Puigdemont evitó convocar elecciones y proclamó, entonces sí, la República.

En el debate de TV3, Jordi Turull aprovechó la ocasión para culpar a Miquel Iceta. El dirigente socialista reaccionó airado lo que significaba que estaba también a la defensiva. Aunque Iceta está más guapo cuando se enfada. Ya he dicho que, a su campaña, le ha faltado un poco de mala leche. Demasiado bueno rollo. En plan presidencial. Los partidos unionistas, en este campo, han ido con complejos.

Ni que decir que, en la reconstrucción del relato, TV3 y Catalunya Ràdio han jugado a favor. Sus profesionales arriesgaban las lentejas, el pan de sus hijos o hasta las paellas en Cadaqués. Ahora han respirado aliviados. Están a salvo cuatro años más. Cuando alguien quiera hacer las reformas que la cadena necesita con urgencia será ya financieramente inviable. Tiempo al tiempo.

Ya hace mucho también que una parte del gremio periodístico en Catalunya ha decidido que, entre la profesión y el país, hay que anteponer el país. En cambio otros -una posición muy minoritaria- consideramos que los periodistas hemos de contar lo que vemos, no lo que nos gustaría ver.

No sé si se han dado cuenta que, en esta campaña, han cambiado la matraca de los bloques electorales por la denuncia, en cada TN, de las  decisiones de la Junta Electoral. Arbitrarias, por supuesto. Impuestas desde Madrid. En la jornada de reflexión hasta hicieron un resumen de ... ¡cinco minutos!.

Aunque tuvieron a bien recoger declaraciones de un diputado de Ciudadanos (Fernando de Páramo) y otro del PP (Santi Rodríguez) para que no se diga. Por una vez que salen en TV3 no iban a decir que no. Compensado luego con entrevistas a un periodista de la casa y al representante de un órgano hermano: el Colegio de Periodistas.  La Corpo y Rac1 a veces son como primos hermanos. Hasta se intercambian los tertulianos.

Como puede ser que ellos, que son unos  profesionales de tomo y lomo, no puedan decir “president”, “consejeros”, “exilio” o “presos políticos”. Sólo hace falta recuperar las entrevistas de Sanchis -más agresivas a unos cabezas de lista que a otros- y las editoriales de Terribas para acabar de cuadrar el círculo.

Supongo que, a estas alturas, Pedro Sánchez debe estar arrepintiéndose de no haber intervenido TV3. Como buen progresista, debía temer que lo acusaran de atentar contra la libertad de expresión. Cuando lo que había que garantizar era precisamente eso: el derecho a la libertad de información. Sobre todo de los ciudadanos. Otro gallo cantaría.

La gente acostumbra a votar pensando en la cabeza, con el corazón o en el bolsillo. Apelar a la épica les ha dado al final buen resultado. Han conseguido tocar la fibra sensibles: la de los sentimientos. Es una forma tan legítima como cualquier otra. O incluso más. Lo importante en este caso no es participar sino ganar las elecciones.

Pero no sé si Catalunya tiene remedio. ¿Si el soberanismo no sufre desgaste electoral a pesar de los errores cometidos -que a estas alturas admiten hasta ellos- cuando lo hará?. Quizá los propios dirigentes del procés son conscientes de que más vale no tirar tanto de la cuerda. Piensan más en una salida negociada a sus problemas judiciales que en declarar la DUI.

En cierta manera es la burbuja perfecta: bajo unas prácticas democráticas, unos medios de comunicación a medida y una ley electoral que favorece más al gobierno que a la oposición se hace muy difícil la alternancia. En el fondo están gobernando los mismos desde hace casi cuarenta años aunque hayan cambiado a veces de siglas y votemos cada cuatro años. Felicidades.

Publicitat

69 Comentaris

Publicitat
#42 Per barretina a rosca, Arreu de Cat, 27/12/2017 - 15:59

Potser no entrenes prou per ésser el més tontet de la classe , ja ho proves ja....però et falta un pelegrinatge...boina montenegrina deus dur tu no pas barretina...

#41 Léon, Bcn, 27/12/2017 - 13:13

(2)... han entrat a Espanya per la voluntat expressa dels governs espanyols. Si els governs espanyols de González, Aznar, Zapatero o Rajoy ho haguèssin volgut, cap inmigrant extra-europeu no seria a Catalunya ni a Espanya. Catalunya no hi té res a veure.

#41.1 Barretina a rosca, Black hole, 27/12/2017 - 14:22

"Volem acullir", ¿no te acuerdas del slogan de los indepes con varios monográficos (tabarra) en TV3%?

Jajaja. Los rabos de pasa son muy buenos para la memoria.

#40 Léon, Bcn, 27/12/2017 - 13:10

(1)Senyor Rius: com que no vull donar guanys al senyor Zuckerberg de Fecebook o al seu corresponent de Twitter per conculcar la llibertat d´expressió, no he pogut contestar la seva afirmació que Catalunya ha tractat millor la immigració megrebina que l´espanyola. Només li vull recordar que tots els immigrans que hi ha a Espanya (inclosa Catalunya

#39 Léon, Bcn, 27/12/2017 - 09:59

Señor Rius, le veo a Ud. como candidato de Ciudadanos en cualquier próxima convocatoria de elecciones.

#38 PERDUTS.CAT, Barcelona, 26/12/2017 - 13:39

No pateixi Sr Rius per els indepes SOM lo pitjor

I que son ells, SENSE ENEMIC?
Sense enemic ELLS NO SON RES DE RES
per aixo han de mantenir la flama del victimisme dia rera dia
per aixo estem i estarem en un CARRERO SENSE SORTIDA

Voler FER PAIS amb ODI mai perta enlloc
aquesta es la QUESTIO